Lo Más Nuevo

Imperante nivelar la regulación para fortalecer el mercado interno: AMDA

25 de marzo de 2014.- Durante su participación en el Congreso Internacional de la Industria Automotriz (CIIAM) 2014, el Presidente Ejecutivo de la AMDA explicó que la distribución de automotores es uno de los sectores mayormente regulados por la autoridad, mientras que en las calles persiste la venta informal de vehículos usados extranjeros.

“Es por ello que pedimos nivelar la cancha para que la autoridad también los regule”, aseguró.

El líder de los distribuidores expuso que en los últimos siete años se han vendido 8.2 millones de unidades nuevas en el mercado interno, al mismo tiempo se han internado a nuestro país 7.3 millones de vehículos usados de Estados Unidos y Canadá, esto sin contabilizar a los miles de unidades “chocolate” o “chuecas” de las que no existe una cifra exacta.

“La importación de usados definitivamente impacta al mercado interno y sobretodo lo envejece, pues se requieren dos normas, la de Emisiones al Medioambiente y la de Condiciones Físico-Mecánicas, sin las cuales las reglas del mercado interno están muy desbalanceadas”, puntualizó.

A este fenómeno se ha agregado al inicio del 2014, la entrada en vigor de la Reforma Fiscal, pues a los factores que desbalanceaban al mercado interno se le sumó la desconfianza del consumidor, por lo que la comercialización de unidades nuevas creció apenas 0.6% en el primer bimestre del año, mientras que la perspectiva para adquirir Bienes de Uso Duradero cayó 23% a un nivel similar al del primer bimestre de 2009, periodo de mayor dificultad por la crisis económica y financiera a finales de aquel año.

“Esperamos que los indicadores tomen mejor tendencia, pues aunque no hemos modificado aún nuestras expectativas para este año, hay muchos analistas que ya lo hicieron hacia abajo. Es así que si el país no crece de manera macro, sí nos preocupa que este bache se convierta en tendencia, sobre todo por el gran potencial que tiene. Por lo pronto, mantenemos hasta este 2014 la expectativa de colocar un millón 125 mil vehículos”, destacó.

Respecto a la importación de usados, Prieto Treviño insistió en que se tratan de unidades que se compran a 500 dólares promedio en Estados Unidos y se venden a 2 mil dólares promedio en México, dejando un gran margen de ganancia y de corrupción, pues los importadores gastan otros 400 y 500 dólares por unidad para introducirlas a nuestro país.

“Es así que estamos hablando de 400 ó 500 millones de dólares disponibles para generar corrupción”, estimó.

Guillermo Prieto reconoció que ya existe una agenda de trabajo con el Gobierno Federal para erradicar el fenómeno de la importación de vehículos usados.

Al abundar sobre las ventajas de fortalecer el mercado interno, Guillermo Prieto planteó que “la gran pregunta que hay que hacerse son los beneficios que obtendría el país de alcanzar el máximo potencial del mercado de 1.7 millones de unidades vendidas cada año”, esto en función de los empleos que podrían generarse para el país.

La mesa donde participó el Presidente de la AMDA estuvo integrada por Eduardo Solís, Presidente de la AMIA; Miguel Elizalde, Presidente Ejecutivo de la ANPACT y Oscar Albín, Presidente Ejecutivo de la INA, moderada por Verónica Orendáin, Directora General de Industrias Pesadas y Alta Tecnología, de la Secretaria de Economía.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar