Lo Más Nuevo

Alcanza financiamiento 71% en venta de vehículos en México

25 de mayo 2017El financiamiento es uno de los dos motores más importantes para el crecimiento de las ventas de vehículos en México y actualmente alcanza el 71% del total de ventas en el país, señaló Guillermo Rosales, director general de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA).

Al participar en el Foro IMEF 2017, el directivo comentó que al principio del actual sexenio los vehículos financiados apenas llegaban al 51% y se pusieron la meta para llegar al final del sexenio al 70% de participación de los vehículos financiados respecto del total de ventas, “al cierre del primer trimestre estamos en el 71% y esto es producto de la competencia de la reforma financiera pero principalmente de la competencia que observamos entre las financieras especializadas de marca, los bancos y pequeñas opciones regionales que están impulsando el crédito a tasas competitivas y con plazos competitivos y que ha llevado a que tengamos un horizonte de calidad de cartera de crédito automotriz”.

Refirió que el financiamiento creció en niveles record en 2015 sobre una tasa del 30% en el número de vehículos financiados, en 2016 arriba de 26% en el mismo concepto y al cierre del primer trimestre de este año estamos creciendo arriba del 16% en números de vehículos financiados.

“Es decir las tasas que hemos observado en el financiamiento superan al de las ventas, por lo que es un motor muy importante”.

Añadió que la cartera es muy sana ya que hoy estamos en 1.5% de cartera vencida y nos habla que se ha tenido un crecimiento en el otorgamiento de crédito de manera ordenada y creciendo de manera sana en función de la posibilidad de los consumidores de adquirir un vehículo

Por su parte, Armando Véjar, presidente de Autofin, indicó que el sector de autofinanciamiento ha tenido un crecimiento muy importante.

En el caso de Autofin Monterrey en los últimos 10 años ha sido alrededor del 20% anual y “es ocasionado porque atendemos a un sector de la población que no esta bancarizada, que no tiene acceso a un crédito bancario o de alguna otra financiera de las plantas automotrices”.

“Independientemente del costo financiero es muy accesible, competitivo y llega a todos los niveles socioeconómicos del país”, añadió.

Dijo que tienen la expectativa de seguir creciendo a esos ritmos para los próximos años.

Respecto al impacto del alza en las tasas de interés comentó que han podido ser muy eficientes en la administración de la empresa y de su cartera, por lo cual dijo que es probable que no vean la necesidad de ir actualizando esos gastos de administración, lo que los convierte en una opción más económica de acuerdo a la oferta que exista en el mercado.

Rosales comentó que la tasa de interés promedio del año pasado rondaba el 12% y en este primer trimestre se incrementó a entre 12.8% y 13% al promedio ponderado y está muy distante del incremento del 3% al 6.5% al que fue en la tasa de referencia al Banco del México de diciembre de 2015 al jueves de la semana pasada.

Carlos Pardo, presidente y director de Navistar México, indicó que sucede un poco lo mismo en los camiones aunque hay una gran diferencia, ya que una cosa es el bien de consumo y otra el bien de capital.

“La tasa puede a lo mejor decirte que no quieres comprar algo que deseas, pero cuando es parte de tu negocio y es lo que necesitas para que el negocio crezca y demás tu manera de razonarlo es diferente”, explicó.

“En la industria del transporte si hemos impactado en el crecimiento de las tasas no necesariamente en 3% pero si lo hemos hecho”, añadió. El mercado lo ha tomado bien porque entiende el nivel en el que estamos”.

Por separado, Manuel Nieblas socio del despacho Deloitte, comentó que hicieron un estudio sobre las preferencias del consumidor automotriz en México y lo que observaron fue que buena parte de la generación actual está interesada en comprar coche pero no lo compra porque no ha encontrado un esquema de financiamiento adecuado.

La industria ha hecho buena labor en ese sentido modificando los sistemas de financiamiento, adecuando a las necesidades de las nuevas generaciones.

“Sin embargo es algo que se tiene que seguir evolucionando porque a nivel del potencial de mercado que es México todavía estamos abajo del potencial”.

Destacó que el potencial de incremento en ventas en México es más alto y si se logra ofrecer al público sistemas o mecanismos de adquirir un vehículo podrían elevar la venta de unidades.

 

Por César Sánchez

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba