Colaborador Invitado

¿El destino alcanza a la Cuatrote?

La 4T desató muchas fuerzas que a López Obrador le parecía que eran fáciles de golpear y ahora el golpeado es él.

Atrapado en sus propias trampas, la Cuarta Transformación se enfrenta cada día a un mayor número de condenas internacionales, mientras el presidente Andrés Manuel López Obrador ha sustituido a Nicolás Maduro como el clown internacional favorito.

Parece que el populismo en América deja de crecer: Las protestas en Cuba — primeras en 60 años— la insostenible presidencia de Nicolás Maduro, el aumento de los opositores a Alberto Fernández y el callejón sin salida de Nicaragua, hacen pensar que hay ya un cambio de marchas.

López Obrador también ha tenido en los últimos meses fracasos: Su coalición perdió 10 millones de votos y Washington ya comenzó una irreversible ola de  reclamos  por el aumento en la militarización, de la delincuencia organizada y la migración ilegal.

El 1 de agosto López va a enfrentar, no tengo dudas, otro fracaso con la llamada consulta que él y su gente publicita como un permiso para enjuiciar a expresidentes.

Sus operadores morenos ya culpan al INE y también culparán a la Suprema Corte por no hacer constitucional lo inconstitucional, porque lograr 37 millones de asistentes ya parece fuera de su alcance.

El nuevo video del  hermano  Martín y  el  no presentar culpables del desplome en la Línea 12 del Metro, se junta con declaraciones torpes como confrontar a la clase media que le dio muchos votos en 2018.

Lentamente una mayoría creciente va entendiendo la política de la 4T, que usa el Evangelio en lugar del Capital, busca tener más pobres, menos inversión, menos empleo, más dependientes de los programas sociales y más control sobre los ciudadanos.

Aumentar la masa de dependientes de programas sociales no le está saliendo bien. Imitar la forma de control que hay en Cuba y, ahora en esa Venezuela que ya es tan pobre como Haití, parece que es otro plan que fracasará.

Hacer demagogia con el precio de la gasolina, es un balazo en el pie, porque para frenar el precio internacional que crece, tiene que bajar la recaudación de impuestos y el incremento que le deja Pemex lo pierde por otro lado.

El combate a la corrupción tiene ahora de salero a dos hermanos suyos, a sus favoritos para sucederlo, y no lo podrá cambiar con el golpe a un político de talla internacional como Ildefonso Guajardo, quien no se va doblar.

Si López tenía alguna esperanza de lograr que los diputados del  PRI apoyaran  sus reformas estatistas, el caso Guajardo y el caso de la UDLAP, van a cerrarle el camino.

Además de abusos, insultos y buscar la división, lo que ya no le da tan buenos resultados, mantener una política económica torpe, lo hacen quedarse sin recursos en un año en que la crisis dejará menos impuestos y el agujero fiscal será mayor.

La última entrevista concedida por Arturo Herrera, próximo Gobernador del Banco de México hace pensar que el encargado de las finanzas nacionales es un cínico.

Según Herrera el éxito del plan económico estriba en no haber aumentado la deuda y no tener este año un incremento en el servicio de 350 mil millones de pesos.

Los expertos en finanzas consideran que 350 mil millones es una exageración, pero muy grave es llamar exitosa a una política que provocó un exceso de mortalidad de casi medio millón de personas — 350 mil asociadas al Covid— y ocho millones de pobres.

El exjefe de Herrera, el ahora de nuevo académico, Carlos Urzúa, señala que una caída del 8.3 por ciento del PIB, un millón de empresas cerradas, la pérdida de 1.1 millones de empleos formales, muestra  una  pésima conducción económica y un enorme daño que durará más que una deuda.

Pero el no aumentar la deuda es una mentira: En 2020 el saldo histórico de la deuda externa aumentó 17 mil millones de dólares y la deuda total del Sector Público en un billón — Un millón de millones de pesos —— y ahora sigue creciendo.

Este año ya hay también un déficit en el balance de las finanzas gubernamentales que hasta mayo va en  cerca de  128 mil millones de pesos y ya no hay fondos ni fideicomisos, y despedir empleados que eran leales, como los Servidores de la Nación, va a tener consecuencias políticas y fiscalmente ayuda poco.

En Estados Unidos hay descontento con las políticas de López de hacer un monopolio de la energía y desconocer compromisos de Estado como las inversiones de empresas estadunidenses y una lucha contra el narcotráfico con acciones extrañas.

Si las condenas de López a Washington son de saliva, las del vecino del norte van a ser demandas, presiones políticas muy fuertes, y pueden llegar hasta declarar a los carteles mexicanos como terrorismo internacional, lo que autoriza hasta la intervención militar.

Las distracciones cada día distraen menos, y ya le comenzaron a mandar mensajes desde Europa: De España, con un premio a Krauze, y de Inglaterra con una sentencia que obligó a pagar a Comisión Federal de Electricidad 228 millones de dólares.

Pronto viene una condena desde la ONU por el golpe contra la prensa, por los desparecidos, por los feminicidios y el asesinato de políticos, periodistas y defensores de derechos humanos… Y aún hay más.

[email protected]

Publicaciones relacionadas

Por favor acceder para comentar.

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba