Lo Más Nuevo

Alertan sobre costos ambientales en extracción de gas shale

8 de abril.- Mientras que el subsecretario de Energía del gobierno de Nuevo León consideró que es un “mito” que el método de fracturación hidráulica o fracking, para extraer gas shale provoque daños ambientales, especialistas señalaron que la aplicación de dicho método provocaría insuficiencia de los recursos hídricos, contaminación de mantos acuíferos y daño ambiental y hasta problemas políticos intraregionales.

La Universidad de Monterrey organizó el 7º. Congreso Camino a la Sostenibilidad “Energía alternativa y desarrollo sostenible”, en el que participaron funcionarios, expertos en energía alternativa y sostenibilidad.

El día de ayer Vladimir Sosa Rivas, subsecretario de Energía de Nuevo León, dijo que en el debate sobre las leyes secundarias de la Reforma Energética y los procedimientos que se emplearán para la exploración de gas y petróleo, debe ser con base en pruebas y “no en rumores”, en evidencias y “no en mitos”.

Sosa Rivas, convocó a “romper el mito” de que el método de fracturación hidráulica o fracking para extraer gas shale esté provocando sismos en la entidad, ya que Texas cuenta con más de tres mil pozos activos y no es zona sísmica, mientras que en el Estado existen sólo seis pozos y son exploratorios.

Además, el funcionario negó que la extracción del petróleo o el gas shale tengan un efecto nocivo para el medio ambiente.

Sosa Rivas afirmó que la sustitución de combustóleo y diesel por gas natural en Estados Unidos dio como resultado la reducción de alrededor del 70 por ciento de emisiones de dióxido de carbono CO2.

Durante el segundo día del Congreso, Dolores Barrientos, representante del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) para México, advirtió que los perjuicios serían para el consumo humano del agua, que sería insuficiente, el sector agrícola y, eventualmente, provocaría problemas políticos intrarregionales.

Dolores Barrientos aclaró que es una gran oportunidad para cualquier país si hay yacimientos del gas shale: “cualquier país tendría que evaluar su explotación, pero de manera muy adecuada”.

Barrientos ponderó que es una gran oportunidad para cualquier país cuando hay yacimientos de gas shale, sin embargo se tendría que evaluar su explotación.

También precisó que Naciones Unidas reconoce que el gobierno de México tiene grandes expertos y una gran institucionalidad, además de que deberá enfrentar una valoración de la situación.

“Se tiene que hacer una valoración económica y decidir: o el agua que tenemos es para consumo humano o para el sector agrícola o industrial, para qué voy a distribuir esa agua”, cuestionó.

“Qué costoso sería si tal vez en Nuevo León tienes gas shale, pero no tienes agua, entonces tendrías que utilizar otras tecnologías”, así como un  procedimiento de salvaguarda ambiental, dijo Dolores Barrientos.

A su vez, Laura Saldívar Tanaka, de Cornell University, señaló que los asesores del subsecretario de Energía de Nuevo León, “no están haciendo bien sus cuentas” y “no lo están asesorando bien, porque hay costos ambientales”.

Saldívar Tanaka se pronunció en contra del fracking porque en varios países de Europa está prohibido y hay estudios que aseguran que gran parte de esa agua termina circulando hacia mantos acuíferos.

“(Para la implementación del fracking), se requieren de volúmenes enormes de agua, que se bombea con químicos, porque obviamente se contamina esa agua; dicen que se recupera, pero ya no sería para consumo humano”, precisó.

Cabe mencionar que un estudio de Greenpace estima que el proceso de fractura hidráulica consume enormes cantidades de agua. Se ha calculado que se requieren entre 9,000 y 29,000 metros cúbicos de agua para las operaciones de un solo pozo.

Lourdes Flores F.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar