Economia y PoliticaNacionales

Temen patrones perder paz laboral

13 Oct 2021.- El sector patronal de Nuevo León lanzó una alerta sobre riesgos de perder la paz laboral en el Estado y en el País, como consecuencia de la intromisión de sindicatos estadounidenses en el proceso de legitimación de contratos colectivos de trabajo al que están obligadas las empresas en la reforma laboral.

Óscar Martínez Treviño, presidente de Coparmex Nuevo León, manifestó su preocupación por lo que llamó el «activismo sindical» de centrales laborales extranjeras que violan la normatividad en los procesos de legitimación de contratos colectivos a los que los obliga la reforma laboral en un proceso que deberán completar en mayo del 2023.

«Nos preocupa el ‘activismo sindical’ que se está presentando por parte de sindicatos extranjeros, y es por esto que hacemos un llamado a la autoridad federal para que preste especial atención a esta situación», enfatizó.

«Que sean vigilantes de que no se exceda la normatividad legal ni se vulneren los derechos de los trabajadores, los sindicatos y las empresas».

El líder del sindicato patronal destacó el papel de la paz laboral en la atracción de inversiones que generan empleos, tanto como la desconfianza que podría generar la aprobación de la contrarreforma constitucional en materia de electricidad que dañaría a proyectos en proceso, encarecería la energía y atentaría contra la salud al favorecer a energías caras y sucias al dar un monopolio a CFE.

En el marco del anuncio de su foro «Los Desafíos de México en el Mundo Laboral», a efectuarse del 19 al 21 de octubre en Monterrey, manifestó su preocupación por la necesidad de acelerar la recuperación económica, el nuevo outsourcing y las quejas laborales y mecanismos de respuesta rápida del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC).

La reforma a la Ley laboral obliga a las empresas a someter a votación de sus trabajadores la legitimidad de sus contratos colectivos de trabajo a más tardar en mayo del 2023, con protocolos que permiten sólo la participación del sindicato que tiene la titularidad, pero en este proceso se ha detectado la participación de otras centrales sobre todo estadounidenses.

«Cuando fuerzas extrañas, llámense sindicatos extranjeros, intervienen en esos procesos desde luego que se pone en riesgo la paz laboral», sentenció Martínez.

Armando Guajardo Torres, presidente de la Comisión Laboral de Coparmex, recordó que las obligaciones de la reforma laboral obligan también a crear tribunales laborales y un centro de conciliación laboral a más tardar en mayo del 2022, proceso en el que Nuevo León va contra el tiempo.

Ambos dirigentes advirtieron que al igual que la contrarreforma eléctrica que envío el Poder Ejecutivo al Congreso de la Unión el pasado 30 de septiembre, la paz laboral incide en la confianza de los inversionistas para nuevos proyectos.

Publicaciones relacionadas

Por favor acceder para comentar.

Botón volver arriba