Lo Más Nuevo

Fomentan crecimiento de Guadalajara con microempresas

4 de febrero.- Desde su apertura en el 2006, casi 120 alumnos y egresados de la Licenciatura en Creación y Desarrollo de Empresas del Tecnológico de Monterrey en Guadalajara ha generado 127 empresas, algunas de las cuales ya están en el ranking “milliondolarcompanies” y ya impulsan el crecimiento en el Estado.

Utilizar nuevos modelos para la generación de empresas, ofrecer un ecosistema que facilite la generación y el desarrollo de nuevos negocios y generar nuevas compañías, son algunos de los logros de la Licenciatura en Creación y Desarrollo de Empresas (LCDE) del Tecnológico de Monterrey, Campus Guadalajara.

A la fecha con casi 120 egresados, sus alumnos y graduados han generado 127 empresas, algunas de las cuales ya están en el ranking milliondolarcompaniesal ser empresas que ya valen más del millón de dólares, según informó Rafael Varela Barajas, director de la carrera de LCDE.

El académico citó que de las 127 empresas gestadas por graduados, el 80 por ciento están operando, lo que representa una alta tasa de sobrevivencia.

Fue en 2006 cuando abrió en el Campus Guadalajara la carrera de LCDE. Actualmente cursan el programa poco más de 310 alumnos. El requisito académico para graduarse de la licenciatura es que el graduando esté operando una empresa.

Nuevo modelo de emprendimiento

El objetivo del Tecnológico de Monterrey al generar el programa académico de LCDE fue la de apoyar la formación de empresas de alto rendimiento y también ofrecer a los alumnos facilidades y sobre todo una guíapara emprender incluso desde que el alumno cursa la carrera.

“Tradicionalmente la forma de hacer empresa era unirte a cámaras empresariales y ahí buscar algún apoyo, foguearte”, explicó Varela Barajas, quien dijo que era una forma muy tradicional de generar empresa. La otra era heredando un negocio y aprendiendo de los padres o creadores de la empresa.

El director de LCDE dijo que es una fórmula válida, “son buenos esfuerzos”, pero es un proceso más lento y pocos tienen acceso a ello. En la carrera de LCDE, que forma parte de la División de Emprendimiento e Innovación (DEI) del Campus Guadalajara, buscan acelerar ese proceso y que más gente tenga la posibilidad de generar empresa.

La universidad desarrolló un ecosistema que hoy se reúne en esa DEI y que incluye Incubadora, Centro de Emprendimiento, Parque Tecnológico, Centro de Innovación, Aceleradoras, Formación en Emprendimiento y la carrera de LCDE, además de todos los centros que tiene el Campus Guadalajara y por supuesto la vinculación que se tiene con los organismos empresariales, gobierno, entre otros.

“Guadalajara tiene un perfil de empresas familiares y ha sido una buena plaza para la carrera”, citó el entrevistado, quien dijo que el programa académico se ha mejorado de manera constante de acuerdo a las necesidades y experiencia, y subrayó que esto ha sido en base a prueba y error, qué funciona y qué no.

En un inicio la carrera pedía a los alumnos que hicieran un plan de negocios y hasta las materias de Incubación 4 y 5 empezaban a operar un negocio, o en los últimos semestres. Ahora esto se hace desde Incubación 1.

Lean Star Up

La carrera, en unión con la División de Emprendimientos e Innovación además integró una nueva forma de generar empresa, el modelo Lean Star Up, donde el alumno valida su idea de negocio de forma inmediata.

Presenta su propuesta a clientes potenciales y de tener respuesta positiva sigue adelante con su idea de negocio. Antes primera presentaba un plan de negocios pero no lo ponía a prueba sino hasta el final de la carrera. Ahora el proceso se acelera y el alumno desde cuarto semestre ya pone a prueba su negocio.

LCDE ha divido la carrera en tres etapas, la primera, 1 y 2 semestres, es de sensibilización y donde el estudiante tiene diversos retos: Reto Cinépolis, Coppel, Starbucks, entre otros, donde aprende a trabajar, cómo vive un empleado y cómo manejarlos.

También tiene retos para reunir determinada cantidad de dinero. Es en equipo y deben explotar su ingenio. El semestre pasado la generación reunió 270 mil pesos que entregarán a la asociación TECHO.

En la segunda etapa, 3 y 4 semestre, tienen su primera experiencia empresarial en la que empiezan su primera empresa en equipo. Semana a semana presentan resultados a un consejo, resultados en ventas, utilidades, entre otras cosas.

En cuarto semestre hay otro reto, el Lean-K, donde el negocio que empezaron en equipo lo continúa de forma individual y validan su idea de negocio con clientes reales. De esa forma llega a la tercera fase de la carrera con una idea de negocio pre-trabajada y validada.

Ya están en el último tercio de su carrera y ven temas de financiamiento, administración, escalar los ingresos, las ventas entre otras cosas. Al final ven el crecimiento y la consolidación del negocio.

Desde la etapa de validación de la empresa ante el consejo los alumnos tienen que cumplir con los requisitos legales y financieros de cualquier negocio, ello con el fin de que aprendan cómo se abre un negocio y sus diversas complejidades.

Para graduarse el alumno debe tener su empresa operando y para ello debe realizar una presentación ejecutiva ante un consejo integrado por clientes, inversionistas y empresarios.

 

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar